Cenar con tiburones

 Cenar con tiburones

Este verano las noches de los jueves van a tener nombre marino, y es que Palma Aquarium ha decidido poner su producto estrella, la cena entre tiburones, al alcance del público en general. Así, esta consolidada actividad, que hasta la fecha sólo podía ser contratada para grupos, también estará disponible para cualquier persona individual, como si de un restaurante se tratara.

Según el director general de Palma Aquarium, Antonio González Clemente, “con esta iniciativa pretendemos satisfacer una demanda latente de experiencias únicas y exclusivas, que nos ha llegado tanto del mercado local como, sobre todo, de los clientes que se alojan en los hoteles de lujo de la isla”. Todos ellos, explica, “vienen a Mallorca atraídos por nuestro clima y nuestro excepcional paisaje, pero también buscan vivencias diferentes, incluso espectaculares, que por lo general sólo les puede ofrecer la oferta complementaria”. Por eso, concluye, “este verano hemos decidido apostar por este nicho de mercado de lujo y semi-lujo que, a pesar de la crisis, existe, y para ello hemos adaptado nuestro producto estrella a sus necesidades específicas”.

La cena con tiburones abierta al público en general tendrá lugar todos los jueves de julio y agosto, a partir de las 20:30 horas. Las dos grandes novedades que presenta este nuevo programa, a diferencia del que va destinado a grupos, son su precio, que se ha reducido a la mitad, costando ahora 80 euros por persona; y que también ofrecerá la opción de guardería, donde monitores profesionales se encargarán de hacer que la velada de los hijos sea tan divertida y alucinante como la de sus padres. El menú de los niños, que comerán en un espacio diferente al de los padres para que los mayores puedan disfrutar de una velada más íntima, será de 35 euros por persona.

Lo que seguirá cuidándose al máximo, como ha sucedido hasta ahora, será el tema gastronómico, que seguirá siendo mimado al extremo por el chef de Palma Aquarium, Leo Camiña, cuyos elaborados menús se basan, principalmente, en la cocina mediterránea.

Tras una copa de bienvenida en la Jungla, el jardín de azotea más grande de España, los comensales participarán en una visita guiada que les conducirá al Gran Azul, el acuario de tiburones más profundo de Europa y marco inigualable dónde se celebrará la lujosa cena. Una vez allí pocas palabras faltan para describir el entorno: basta con una, magia. Y es que la experiencia de observar a más de 1.000 animales conviviendo en las profundidades del océano, bajo la atenta mirada de 8 espectaculares tiburones, no lo vive uno cada día.

 

Para más información:  www.palmaaquarium.com

 

Post relacionados: