Costa de Estoril: 10 palacios en 30 kilómetros

Costa de Estoril: 10 palacios en 30 kilómetros

Dicen que existe un paisaje para cada persona, por ello, Costa de Estoril ofrece una gran variedad de majestuosos edificios que nos trasladan a siglos pasados. El tiempo deja huella en una zona costera elegida como refugio por la realeza. La ribera más especial de Portugal cuenta con 10 palacios en tan sólo 30 kilómetros que se convierten en testimonios de la historia (www.estoril-portugal.com).

 

Palacio de Pena. A 500 metros de altura, sobre la colina del Monte de Pena y a pocos kilómetros de Sintra se encuentra este palacio de ensueño. El ejemplo más valioso de la arquitectura romántica de Portugal. Rodeado de un exuberante parque de más de 200ha, en sus alrededores se mezclan cientos de especies locales y exóticas traídas de todos los continentes por el rey Fernando II durante el siglo XIX. Más que una antigua residencia de verano de los reyes de Portugal, las cúpulas y torres de colores pastel invitan a identificarlo con un castillo de cuento de hadas, sólo apto para princesas de leyenda.

Palacio Nacional de Mafra. El más importante de los edificios de estilo barroco de Portugal. Fue construido por Juan V como promesa a su mujer por haberle dado descendencia. El palacio también sirvió de convento francisco y se encuentra en la localidad de Mafra.

Palacio de Quinta do Regaleira. De estilo gótico, románico y renacentista, está rodeado de jardines, lagos, grutas y construcciones enigmáticas de significados alquímicos. No basta con admirar su pasado, en este palacio, ubicado en la sierra de Sintra, hay que perderse en los laberintos para concebir su espiritualidad.

Palacio de Queluz. Fue construido como residencia veraniega para Pedro de Braganza en el siglo XVII. Es el último edificio de estilo Rococó diseñado en Europa. Está catalogado como Monumento Nacional desde hace más de cien años y suele denominarse “El Versalles portugués”. Para visitarlo hay que desplazarse hasta la localidad de Queluz, situada a 12 kilómetros de Estoril.

Palacio de Monserrate. Erigido sobre una antigua mansión neogótica, fue residencia de verano de la familia de Francis Cook, un magnate inglés del textil, y primer Vizconde de Monserrate. En él también residieron ilustres escritores británicos como Lord Byron y su amante Mary Shelley, precursora del género de la ciencia ficción. El palacio está rodeado por un jardín botánico repleto de caminos que permiten descubrir las especies que se esconden entre la hermosa flora del lugar. Sin duda, una muestra del carácter ecléctico del siglo XIX.

Palacio Nacional de Sintra. También conocido como Palácio da Vila, se encuentra en el centro histórico de la ciudad. Sus grandes chimeneas cónicas son el elemento arquitectónico más conocido del palacio y uno de los iconos de la ciudad de Sintra. Es el edificio más visitado de la localidad y utilizado por la monarquía portuguesa durante ocho siglos, hasta la llegada de la República.

 Chalet de la Condesa de Edla. Creado como casa de recreo, el chalet es de estilo alpino con una decoración selecta. Paredes de madera, azulejos y corchos hacen de este palacete uno de los regalos mejor guardados de la Sierra de Sintra.

Palacio de Seteáis. Convertido en hotel de lujo en 1954 (Hotel Tivoli – Sintra), es un palacio majestuoso de estilo clásico que mantiene el esplendor de sus orígenes, que se remontan a finales del siglo XVIII. El edificio ofrece unas vistas privilegiadas de su entorno.

Castillo de los moros. Una atalaya del siglo IX pensada para proteger Lisboa y sus alrededores. Desde sus largas murallas se puede observar toda la línea de costa y la Sierra de Sintra.

Palacio Dos Condes do Castro Guimarães. Situado en una posición estratégica en Cascais frente al mar y con playa privada, este palacio de inspiración medieval fue convertido en museo a principios del siglo XX. Hoy en día alberga colecciones de arte, ricas piezas de mobiliario y una extensa biblioteca.

El Convento de los Capuchos, y la Casa de Santa María de Cascais cierran el conjunto de edificios ilustres que se extienden por la hermosa costa de Estoril: un auténtico destino real.

 Más información: Turismo do Estoril. www.estoril-portugal.com.

 

 

Post relacionados: