El Festival Cultural de Turkana en Kenia

 El Festival Cultural de Turkana en Kenia

El pasado fin de semana tuvo lugar la quinta edición del Festival Cultural de Turkana que reunió a más de 500 personas que se desplazaron hasta la localidad de Loiyangalani para disfrutar durante tres días de demostraciones culturales de las 10 comunidades que habitan en esta remota región del norte de Kenia. Las tribus de El Molo, Rendille, Samburu, Turkana, Dassanach, Ghabra, Borana, Konso, Wata y Burji han estado representadas en este festival único y con un marcado carácter sostenible que supone una ocasión única para conocer sus costumbres y tradiciones culturales.

Los participantes en el festival han podido aprender en que se diferencia un Burji de un Ghabra, visitar una típica cabaña de los Dassanach, probar la comida de cada una de estas comunidades o participar de las danzas y los cantos que han llenado de música la región de Turkana. Este evento anual se ha convertido en una cita importante en el calendario de eventos de Kenia ya que supone para las comunidades participantes una oportunidad para la interacción intercultural, la cooperación y el intercambio durante la  preparación y la celebración del Festival.

La presentación de las costumbres y las condiciones de vida de las diez tribus, sus costumbres, su arte y su música representan una experiencia única y fascinante – en particular si tenemos en cuenta las características geográficas y de difícil acceso de esta región.

Turkana o el llamado mar de Jade

Bautizado como el Mar de Jade por culpa de sus aguas de un profundo azul, el lago Turkana se asoma en el extenso desierto del Norte de Kenia como un verdadero milagro.  Este alcalino gigante (mide 6.400 km2) está rodeado por volcánicas laderas del color del basalto y playas de roca en donde es difícil ver un atisbo de vegetación. Tan sólo pequeños fósiles con formas de flores y plantas que nos recuerdan la antigüedad de este paisaje único en el mundo y que se remonta a hace más de siete millones de años.  En este yermo pero maravilloso paisaje lunar parece un espejismo encontrar tribus que como las Turkana o las de el Molo habitan en las orillas de esta vasta extensión del Norte de Kenia manteniendo sus costumbres y alejados de los circuitos más turísticos.

Dentro del lago Turkana se encuentran también tres parques nacionales, el Central y South Island National Park, creados con el objetivo de proteger a la colonia de cocodrilos más grande del mundo y el parque Nacional de Sibiloi en el noroeste del lago. Los yacimientos de Koobi Fora situados en los confines de dicho parque nacional son un excelente lugar de peregrinaje para los amantes de la historia y del turismo arqueológico. No en vano, los paleontólogos sitúan en Koobi Fora el origen de la evolución ya que en este lugar se encontraron restos de Homo habilis y Homo Erectus con una antigüedad de más de tres millones de años.

El lago Turkana es uno de los más remotos destinos en Kenia pero para los viajeros más intrépidos la experiencia de poder ver este magnético lugar bien merece la pena el “paseo”.  No existen vuelos regulares desde Nairobi y el modo más habitual de llegar a Turkana es a través de carretera. Calcula para llegar al lago al menos tres días de viaje desde Nairobi.  Lo que encontrarás cuando llegues será un yermo y sofocante territorio que puede llegar a desilusionar a los que esperan un lugar paradisiaco donde quedarse. Los alojamientos también son escasos, sólo existe un exclusivo lodge (Oasis Lodge), un campamento público gestionado por el servicio estatal Kenya Wildlife Service y dos campamentos de gestión privada. Quizás el pretexto para volver a Turkana sea asistir el próximo año por estas fechas a su festival cultural.

 

 

Post relacionados: