En España, un 55,5% preferimos viajar en temporada baja

 En España, un 55,5% preferimos viajar en temporada baja

El estudio ‘Descubre el perfil del viajero del siglo XXI’ elaborada por eDreams. El agosto siguió siendo el mes del año en que más se viajó (35%), la mayoría de los españoles opta por desplazarse en fechas más económicas. El 70% de los viajeros valora el bajo coste de las aerolíneas por encima de aspectos como la comodidad o la simpatía del servicio. Tener wifi en el avión es muy relevante para casi el 60% de los turistas nacionales

 

Una encuesta elaborada por eDreams, la agencia de viajes online más grande de europa (www.edreams.esrealizada a más de 7.000 europeos de nacionalidad francesa, portuguesa, italiana, alemana, inglesa y española, demuestra que el perfil del viajero del siglo XXI es muy diferente al de hace unos años.
 
Según el informe que se presenta bajo el título ‘Descubre el perfil del viajero del siglo XXI’, el 55% de los españoles prefiere desplazarse fuera de temporada, buscando precios económicos sobre tdo en los billetes de avión, aunque agosto sigue siendo el mes que tradicionalmente más se viaja, tanto en España (35%) como en Francia (40%) y en Italia (40%).
 
Los viajeros españoles suelen invertir de tres semanas a un mes en sus vacaciones, mientras que los alemanes, los ingleses y los franceses viajan durante más de un mes al año. Los que menos se desplazan son los italianos y los portugueses, que dedican al turismo de una a dos semanas.
 
A la hora de escoger el compañero de viaje, el 42% de los españoles elige disfrutar de las vacaciones con su pareja, en contraposición a los ingleses y los alemanes, que destacan por ser los más aventureros, viajando en solitario casi un 30% de ellos.
 
El auge del low cost
De las aerolíneas, lo que más valoran los españoles son los precios bajos,  hasta en un 70% de los casos. Para el 21%, la seguridad es el siguiente elemento más importante. También al escoger alojamiento el precio marca la decisión, seguido de la limpieza y la ubicación céntrica.
 
La mitad de los españoles reservan el hotel o el lugar de la estancia con dos meses de antelación, lo que atiende a los costes bajos que se dan con cierta previsión. A nivel europeo, los menos cautos son los franceses, ya que el 14 % organiza su viaje una vez ha llegado a su destino.  En cuanto a la compra del vuelo, el 50% de los europeos lo reserva con entre un mes y cinco de antelación.
 
A la hora de programar el viaje deseado, los españoles se guían, en primer lugar, por la opinión de su familia y amigos y, en segundo lugar, por su criterio personal. El consejo de las agencias de viaje es la última opción que valoran, al considerarlas poco necesarias, al igual que sus homólogos europeos. A su vez, dedican la mayor parte del tiempo a elegir el destino, al igual que a buscar ofertas y formas de viajar barato.
 
Cuando decide el destino, el viajero español valora por encima de todo lo demás que el sitio sea bonito, sin olvidarse de que el coste de la estancia sea bajo, al igual que el del billete de avión. También se otorga importancia a no viajar a sitios ya visitados, así como a que sean seguros, aunque, si lo que se pretende es conocer un nuevo país, lo de menos es adquirir la documentación (visado, tarjetas de crédito).
 
Ninguna de las nacionalidades encuestadas otorga importancia a la vida nocturna de sus destinos vacacionales. Para los españoles, los portugueses y los ingleses lo fundamental es el aspecto cultural e histórico de cada posible destino, mientras que los franceses y  los italianos valoran por encima de lo demás un buen paisaje. Para todas las nacionalidades, el destino favorito estaría en la costa.
 
En el avión, mejor con wifi
El 58% de los viajeros españoles considera importante tener wifi en el avión. A su vez, el servicio gratuito de mayor éxito son las bebidas. Para casi el 50% de los viajeros, los productos ‘dutti free’ a bordo son prescindibles o no interesan, y por ello no los compra. Además, un poco más de la mitad de los españoles se llevan la comida al avión para no tener que pagarla dentro, a diferencia de la mayoría europea, que tiende a comprar sus tickets con menú incluido.
 
La opción favorita de estancia para 3 de cada 4 españoles es la fórmula de ‘alojamiento + desayuno’. Además, el la mitad valoraría contar en su hotel con un espacio reservado al que no pudiesen acceder los niños. A nivel comunitario, los ingleses son los que más interés muestran, ya que un 70% valoraría positivamente opciones de alojamiento sin niños.

Post relacionados: