La pesca deportiva reactiva el turismo en el Amazonas

La pesca deportiva reactiva el turismo en el Amazonas

El estado de Amazonas, situado al oeste de la región Norte de Brasil, es uno de los principales destinos turísticos del país, con un valor especial para todo aquel que desee adentrarse en la inmensidad de la selva tropical. Además, el río y sus afluentes, que albergan una enorme diversidad de especies de fauna y flora tropical, constituyen un escenario ideal para la práctica de actividades como la pesca deportiva. En los últimos años, la pesca ha reforzado uno los atractivos turísticos más destacados de la región, alcanzando un crecimiento del 10%.
La temporada apta para la pesca, que se lleva a cabo de los meses de agosto a marzo del año (siendo variable en función de cada región del Amazonas), impacta positivamente para la economía de las ciudades ribereñas y garantiza empleo y renta para sus habitantes, que trabajan como guías y barqueros y brindan sus servicios a los turistas. Según la compañía estatal de turismo Amazonastur, se espera que los visitantes relacionados exclusivamente con la pesca inyecten algo más de 3 millones de euros en la economía local.De acuerdo con el ministro de Turismo Vinicius Lages, “el turismo ordenado y sostenible en la zona es una de las alternativas de desarrollo generador de renta más prometedoras para las poblaciones locales, debido al enorme potencial de la región.”Entre la variedad de especies que habitan las aguas amazónicas destacan el pez pavón (uno de los preferidos por los deportistas y que llega a pesar más de 10 kilos), el paiche, el pez arowana o el tararira. Además, al tratarse de una modalidad deportiva, los pescadores siempre devuelven el pez a su hábitat, por lo que el impacto natural es mínimo.
Las condiciones para la práctica de este deporte en el Amazonas son tan óptimas que durante la próxima temporada, las estimaciones de Amazonastur son de recibir más de 9.700 turistas. De los extranjeros que llegan a sus aguas, el 95% proceden de Estados Unidos, donde la pesca deportiva es practicada por 37’4 millones de aficionados.Según la USFishandWildlife, el gasto de sus compatriotas en viajes, equipos y licencias Service (agencia gubernamental americana responsable de velar por los peces y la vida silvestre) asciende a la cifra de 40 millones de euros, lo que da una idea aproximada del valor potencial de esta actividad.
La pesca deportiva en Brasil
Brasil, con alrededor de 7’8 millones de aficionados, ejemplifica el desarrollo de la pesca deportiva, al alcanzar un crecimiento cercano al 100% respecto al año 2004, cuando el número de aficionados era de cuatro millones, según un estudio de la Asociación Nacional de Ecología y Pesca Deportiva (Anepe).Esta posición de referencia se debe en gran medida a la larga lista de municipios aptos para la pesca en la región “amazonense”, que asciende a 25. Entre los principales destacan  lugares como Autazes, Barcelos, Nova Olinda, Borba, Carreiro y Santa Izabel do Rio Negro, siendo los municipios que están a la orilla del Río Negro y Río Uatumã los más visitados por los turistas.Respecto al precio de los paquetes turísticos de pesca deportiva en el Amazonas, la mayoría suele variar desde los 1.000 hasta los 3.000 euros con alojamiento, con una estancia media de tres a siete días, lo que equivale sin duda a una experiencia asequible.

 

 

Sobre el turismo en Brasil

Con un agradable clima tropical, playas y florestas exuberantes, rica cultura y un fascinante estilo de vida, Brasil es uno de los países más atractivos para visitar hoy. Es opción accesible para viajes de parejas, en familia o para negocios.

Visita su sitios oficial www.visitbrasil.com

Post relacionados: