Qué ver y qué hacer en el Occidente de Asturias

Qué ver y qué hacer en el Occidente de Asturias

Comparte este contenido rápidamente en:

El Occidente de Asturias es un paraíso por descubrir

Tener la oportunidad de visitar esta maravillosa parte del Principado de Asturias merece la pena. Empezando por Cudillero, una pintoresca localidad marinera que espera al visitante con los brazos abiertos. Es muy típico cenar en alguno de sus restaurantes, o tomarse una sidra en la terraza, justo al lado del puerto.

Para los amantes del deporte y la naturaleza, pueden combinar ambas pasiones conociendo a Kali, desde el Albergue de Serandinas. Todo un personaje que no dejará que te aburras con ninguna de sus actividades, como por ejemplo, sus rutas en piragua, descenso de ríos, aguas bravas, rutas en bicicleta de montaña, senderismo, expediciones en canoa… Toda una auténtica aventura.

Para los que prefieran algo de turismo cultural, pueden visitar el Castro de Coaña, unos espectaculares restos de asentamientos prehistóricos.

Otro de los municipios que entran dentro de esta ruta, es el de Taramundi, de profunda tradición artesana, destacando como actividad emblemática su cuchillería, donde fieles a las técnicas de fabricación artesanal transmitidas durante varias generaciones, los cuchilleros taramundis trabajan en pequeños talleres con las herramientas heredadas de sus antepasados para producir navajas y cuchillos de apreciado corte, con mangos de madera noble y dibujos geométricos de color o pirograbados que son las señas de identidad de una artesanía única en toda España.

Visitar alguno de los talleres es mágico, y poder comprarte una de esas obras de arte, realizada delante tuyo, no puede hacerse todos los días.

También muy importante la tradición de la artesanía del telar, obteniendo el auténtico lino de forma tradicional. Existen también varias rutas que te adentrará por las tierras de los vaqueiros, gentes que poseen un modo de vida pastoril. No es extraño encontrarse con algún mercado de ganado, que es todo un espectáculo, y que, aunque es algo acotado, si no nos hacemos notar mucho, podremos gozar de uno de los rituales más sagrados de la zona.

Si antes hablamos de Cudillero como villa marinera, Luarca es su prima hermana. Su puerto es algo que no deberías perderte. Cenar en alguno de sus restaurantes, y luego beberse unas botellitas de sidra en buena compañía es todo un placer impagable.

Si de lo que hablamos es de gastronomía, el pote, las carnes y embutidos, la fabada, la carne de caza, los quesos, los pescados del Cantábrico o de río, los dulces y licores, son de obligada deglución. Todo estos productos son de primera calidad para degustar lo mejor de esta tierra que ha evolucionado hasta dar el sabor de antaño con pinceladas modernas.

La amabilidad de sus gente, su simpatía y profesionalidad son cualidades que te llegan al alma, y forman parte del encanto del Occidente de Asturias.

Más información: www.occidentedeasturias.com

 

Post relacionados: