Aguas termales en Budapest

Budapest Szechenyi Bath

Aguas termales en Budapest

Una de las curiosidades de Budapest es que es la única gran metrópolis del mundo que tiene una gran cantidad de manantiales. El caudal de sus aguas termales es de 70 millones de litros diarios brotando a la superficie desde 118 manantiales naturales y de pozos perforados repartidos por toda la ciudad. La temperatura de sus aguas varia entre 21 a 78 ºC.

Los romanos que ocupaban las regiones al oeste del río Danubio, establecieron su base en Budapest, entre otras cosas, porque les encantaban las aguas terapeúticas de las fuentes termales. En varios puntos de la zona de Óbuda se puede apreciar también hoy las gigantescas huellas de sus baños. Durante la época de la dominación turca (1541-1686) se habían creado numerosos baños con objetivos terapéuticos y de aseo. En algunos de estos baños hasta el día de hoy permanecen intactas algunas partes de la época turca.

Budapest se había convertido en el siglo XX en ciudad balnearia, cuando la política urbana de los años 20’s estableció esto como la tendencia principal de las inversiones turísticas. Pero la ciudad ganó oficialmente el titulo de «ciudad balnearia» en el año 1934. La gente joven de Budapest pocas veces van a los balnearios aunque parezca mentira, excepto a las fiestas de Cinetrip, iniciadas en 1998 (últimamente se llama: Magic Bath). Ellos más bien prefieren a las piscinas.

BALNEARIOS ANTIGUOS



 Balneario Király (distrito II. c/Fö, 84.) Una parte del edificio del balneario es de la época turca, cuya construcción se inició en 1565. Una de sus piscinas también hoy se encuentra en la sala medieval con cúpula. Desde el balneario Lukács se conduce el agua a sus cuatro piscinas termales cubiertas. En 1796 este balneario llegó a ser propiedad de la familia de los König, quienes lo transformaron en su forma actual, mezclando lo viejo con lo nuevo, pero conservando su carácter de monumento histórico. Fue también esta familia que le dió el nombre húngaro a este balneario.La temperatura del agua en sus piscinas varía entre 26 y 40ºC.

Balneario terapéutico Rudas (distrito I. plaza Döbrentei, 9.) El extraordinario valor del balneario ubicado en la estrecha franja entre el monte de Gellért y el Danubio no se da únicamente por su situación céntrica, sino también por sus edificios de la época turca. Por debajo de la cúpula de 10 metros de diámetro, sostenida por 8 columnas, hay una piscina en forma octogonal. La temperatura del agua varía entre 16 a 42 ºC. 
Las piscinas medicinales entre los años de 1936 y de 2005 solo pudieron ser visitadas por hombres. En el mes de diciembre de 2005 un grupo de pro derechos humanos logró que en ciertos días de la semana la pudieran visitar también las mujeres.

LOS GRANDES BALNEARIOS

Balneario Gellért (distrito XI. c/Kelenhegyi, 4). En la Edad Media había en los pies del monte Gellért un hospital y en la época turca un balneario. El Balneario Medicinal y Hotel Gellért se construyó en 1918, luego en 1927 se terminó la piscina de olas y en 1934 la de burbujas. Este es el balneario más cococido y concurrido de Budapest donde se conserva la decoración original modernista, los mosaicos de color, las columnas de mármol, los vidrios de cristal y las estatuas. Impresionan los pasillos casi laberínticos que hay que recorrer hasta llegar a los vestuarios. Quizás lo más famoso es su piscina interior usada en varios anuncios y películas. La temperatura del agua varía entre 26 a 38º C.

Balneario Lukács (distrito II. c/Frankel Leó, 25-29). Este balneario de Buda es también de la Edad Media, pero se reconstruyó solo a finales del siglo 19. En aquél entonces se había creado ahí un complejo balneario y un centro terapéutico. Su ambiente y decoración evoca la de principios del siglo pasado. Son testigos de aquella época las placas de mármol colocados en el patio como agradecimiento por la cura del agua. A partir de los años 1950 es el centro del mundo intelectual y artístico de Budapest. La temperatura del agua varía entre 22 a 40º C.

Balneario Széchenyi (distrito XIV, Avda. Állatkerti, 11). Este antiguo balneario medicinal es el único de la parte de Pest que funciona y es uno de los complejos balnearios más grandes de Europa. El patio del edificio es respirándose una atmósfera muy especial. Está formado por dos partes, el balneario medicinal que se terminó en 1913 y la piscina terminada en 1927 tanto en invierno como en verano funcionan tres piscinas de las cuales una es una piscina de espectáculos acuáticos.

En el edificio se encuentran más de 10 piscinas en total y hay posibilidades para tratamientos terapéuticos. En la forma de sus amplias y claras salas de piscinas se siente la influencia de la cultura balnearia romana, en el caso de los baños en bañera la cultura balnearia de los griegos, pero asimismo se puede encontrar huellas de la cultura balnearia nórdica. (Sudaderas, piscinas de inmersión, saunas.)

Además de las fuentes naturales, se aprovecha también el agua medicinal que fluye a 74°C y que se obtiene de un pozo de 970 metros de profundidad, perforado en el año 1870.

En muchas guías turísticas aparecen las fotos que muestran una de las especialidades del balneario: en el agua (también en invierno) los hombres están jugando ajedrez. La temperatura del agua varía de 20 a 38ºC.

GUIÍA PRÁCTICA

CLIMA: Budapest geográficamente se encuentra en una zona templada y su clima es continental. Los meses de julio y agosto son los más calurosos con temperaturas que pueden llegar a los 30 ºC. Los meses más fríos son el diciembre y el enero, llegando a los 15ºC bajo cero.

TELÉFONO: Para llamar por teléfono, el código de área de Hungría es el 36, el de Budapest el 1. Para hacer llamadas a larga distancia en el interior del país hay que marcar primero el 06. Los números de teléfonos de Budapest tienen siete dígitos.

MONEDA: El dinero debe cambiarse siempre en los lugares de cambio autorizados oficialmente. El cambio en la calle tiene riesgos y es ilegal La mayoría de los bancos dispone de cajero automático. La moneda oficial es el forinto. 1€ son aproximadamente 250 forintos.

TRANSPORTE: La red del transporte de la capital húngara está compuesta por líneas de autobuses, trolebuses, tranvías, metros y de trenes de cercanía (HÉV). Las tres líneas del metro se cruzan en la plaza Deák. Los trenes de cercanía (HÉV) llevan a los pasajeros a la Isla de Csepel, a Ráckeve, a la zona sur de la ciudad, así como a Szentendre y a Gödöllő. Los billetes se los pude adquirir en las estaciones de metro, en las máquinas automáticas, en los puestos de tabaco o quioscos de periódicos. Existen bonos turísticos para 3 días o abonos de 10 y de 20 viajes. Antes de iniciar el viaje hay que validar el billete en las validadoras de billetes automáticas.

Más información en:
 http://www.budapestinfo.hu/es

[mapsmarker marker=»2″]

 

 

Post relacionados: