Uruguay, un país de moda con vida todo el año

Plaza de la Independencia de Montevideo.

Uruguay, un país de moda con vida todo el año

Con una situación excepcional entre Brasil y Argentina, bañado por el Río de la Plata y por el Océano Atlántico en sus más de 700 kilómetros de costa, Uruguay puede parecer un país con vida únicamente en los meses de primavera y verano austral. Sus playas de arena fina, su cielo celeste, sus largas extensiones de dunas salvajes o sus balnearios, ubicados entre los más importantes de Latinoamérica, invitan a un turismo de sol y playa de gran calidad. Más allá de todo eso, Uruguay dibuja su figura en torno a la cultura, a la historia, al mestizaje de razas, a la gastronomía, al ocio o a la naturaleza, pilares básicos de su marca país ‘Uruguay Natural’, que exacerba los más destacados elementos que conforman una calidad de vida única en el mundo. En este sentido, sus dos ciudades más representativas –Punta del Este y Montevideo– se imponen como destinos que reúnen una oferta turística variada y rica durante todo el año, explotando sus recursos de ocio en exposiciones, funciones teatrales, casinos, festivales de cine o lugares que por su arquitectura o por su singularidad atraen a multitud de visitantes de ambos lados del Atlántico.

  PUNTA DEL ESTE A LA VANGUARDIA DEL ARTE

Playas, chiringuitos a pie de mar, submarinismo, pesca… en verano, Punta del Este se convierte en un edén para los amantes del mar. Pero más allá de los calurosos meses de verano, la ciudad saca a relucir su alma de artista -con miles de musicales y monólogos-, su faceta de crupier –en casinos tan emocionantes como el del Hotel Conrad o el Casino Nogaró-, su afán por decorar el suelo uruguayo –con construcciones tan inverosímiles como Casapueblo o el Hotel L´Auberge-, o su pasión por lo contemporáneo. Es en este punto donde tiene mucho que decir el barrio de La Barra. Famoso por el puente ondulado que lo corona, este lugar bohemio atesora la mayor concentración de galerías de arte del país, entre las que destacan la Galería del Paseo –con obras de las reconocidas Liliana Porter y Ana Tiscornia-, los atelieres de Marco Otero, Carlos Musse, Daniel Cardoso o Beatriz Dufour, los espacios GM Global Management & Global Art, Zuloaga o NAG Natural Art Gallery y, sobre todo, la Fundación Pablo Atchugarry. Un referente de la ‘movida’ artística de la zona, un punto de gran magnetismo en la zona de Manantiales. La Fundación Pablo Atchugarry une la naturaleza y el arte con un parque de esculturas de 25 hectáreas diseñado en comunión con el entorno que alberga obras de artistas de todo el mundo y un paisaje bucólico en medio de lagunas y verdes jardines decorados. En este lugar se realizan conciertos, exposiciones, presentaciones de libros, conferencias y otras actividades como la muestra ‘Viaje a través de la materia’ del propio Atchugarry.

  MONTEVIDEO CON IDENTIDAD PROPIA

Urbanita, colonial, pintoresca, multicultural… Montevideo es la capital financiera del país y emerge repleta de playas familiares bañadas por las tranquilas aguas del Río de la Plata. Pero la ciudad también cuenta con núcleos turísticos excepcionales que diversifican la oferta del destino: atracciones de feria, instalaciones deportivas y exposiciones de arte en el parque Batlle; un monumento a los más futboleros en el Estadio Centenario; casinos y espectáculos únicos en el Casino de Carrasco o el Municipal de Montevideo; museos con personalidad propia como el del Tango; templos de las artes escénicas con el Teatro Solís, y muchos alicientes más.

  Destacar la zona antigua de la capital, cercana al Puerto de Montevideo, conserva ejemplos notables de arquitectura Art Decó. La escala de las obras y la proximidad de los edificios más valorados estéticamente hacen de Montevideo una de las mejores ciudades a nivel mundial para apreciar este estilo, surgido a principios del siglo XX a partir de la influencia del cubismo, futurismo, del art nouveau y del estilo racionalista de la escuela Bauhaus. Algunos puntos concretos que conforman toda una ruta del estilo Art Decó son: el Museo Torres García, el edificio Plaza, el edificio Alamar, el Palacio Piria, el edificio Artigas, la Plaza Zabala, el Vignale, el Hotel Don o la aduana del Puerto de Montevideo. Si por otro aspecto destaca la capital de Uruguay es por sus concurridos bares y boliches típicos. Lugares pintorescos donde bailar al son del tango o de la milonga saboreando un buen ‘medio-medio’ -una de las bebidas típicas del país compuesta por vino espumoso dulce y vino blanco seco-. Almacén El Hacha, Café Bacacay, Café Brasileiro, Fun Fun o el Mercado del Puerto son una parte de la identidad uruguaya, templos de la gastronomía charrúa, objetos de culto para autóctonos y visitantes que dan una visión más cercana de la realidad social.

EL SEGUNDO GEOPARQUE DE LA UNESCO LOCALIZADO EN SUDAMÉRICA

Desde Diciembre de 2013, el departamento de Flores alberga uno de los dos geoparques que la UNESCO ha reconocido como digno de ser protegido –el otro está en Chapada do Araripe (Brasil)-. Las Grutas del Palacio, como se denomina esta extensión singular, abarca una superficie de 3.641 km2 situada a tan solo dos horas de Montevideo. Cavernas, pinturas rupestres, grandes lagos, arroyos y ríos, y una falla geológica de más de un kilómetro de largo ayudan a que el visitante entienda gran parte de la historia fisionómica de la Tierra. A través de dos Áreas Protegidas se puede observar la formación natural de una construcción natural de más de 55 millones de años –Gruta del Palacio- y admirar la mayor concentración de pictografías rupestres de Uruguay con 41 registros –Chamangá-.

  COLONIA DEL SACRAMENTO, CON ARGENTINA EN EL HORIZONTE

Si el visitante se fija bien, allá a lo lejos se pueden ver las luces de la orilla argentina. Pero que queden allí, ya que la ciudad desde la que se ven es Colonia del Sacramento. Protegida por la UNESCO, esta villa colonial, como su propio nombre indica, es un entramado de calles con casas de colores, típicos faroles y empedrado en sus aceras que destaca por su vida y por su ambiente durante todo el año. El Portón de Campo, la Calle de los Suspiros, el Faro, las galerías de Arte y la historia de sus museos –hasta posee un Museo Español y otro Portugués- son sólo algunos de los atractivos por descubrir en un destino que te transportará a otra época. Cabe destacar los coches de los años 50 y 60 que están aparcados en sus calles y que invitan al visitante a realizarse varias fotos curiosas.

  OTROS PUNTOS A TENER EN CUENTA

La gastronomía de Uruguay es, básicamente, el resultado de la fusión de las cocinas italiana y española, lo que determina las similitudes con la cocina Argentina. A esto se agrega la de otros países europeos, de la cocina criolla y, en menor medida, de la cocina indígena. Destacan los asados de res, los chivitos, las empanadas, el escalope a la Milanesa, el dulce de leche, el vino Tannat o el Moscatel para beber, el medio-medio y, por supuesto, el mate. Situado en el punto más al noroeste en la orilla uruguaya del Río de la Plata se encuentra Fray Bentos, cuna del genial pintor Luis Alberto Solari, que destaca por la imponente figura del Frigorífico Anglo, una antigua empresa cárnica que actualmente funciona como parque industrial para pymes, con un puerto industrial y un Museo de la Revolución Industrial que cada año atrae a más de 15.000 visitantes anuales. Destacar que la primera lámpara eléctrica en Sudamérica se encendió en este lugar. En Octubre y en Diciembre se realizan dos festividades a tener en cuenta: el Día del Patrimonio, en la que todos los edificios gubernamentales, museos, instituciones educativas, iglesias, edificios y hasta casas particulares que tengan interés histórico o arquitectónico están abiertos al público gratuitamente.

Por otro lado, la Noche de los Museos es, precisamente, eso, una noche en la que todos los museos y galerías del país abren hasta altas horas de la madrugada de forma gratuita o con precios populares. En Abril todos los años se realiza en Uruguay la Semana del Turismo, una forma laica de celebrar la Semana Santa en la que se celebran toda clase de actividades populares entre las que destaca la ‘Semana Criolla de Montevideo’. El mayor ruedo del país alberga el concurso de Jineteadas al más puro estilo americano. Un evento donde destacan la figura mítica del gaucho y las costumbres campestres, reuniendo a más de 200.000 personas en cada edición.

En Valle Edén, a escasos 21 kilómetros de Tacuarembó, al norte de Uruguay, se encuentra el Museo Carlos Gardel, donde se testimonia el nacimiento del famosísimo cantante de tangos el 11 de Diciembre de 1887, y en el que se encuentran, entre otros documentos, la libreta de enrolamiento al ejército, la partida de defunción, el pasaporte y distintos artículos periodísticos en los que el propio Gardel explica su nacionalidad uruguaya.  

[divider]COMO LLEGAR DESDE ESPAÑA[/divider]  

Existen vuelos directos operados por Iberia (cuatro frecuencias semanales) y Air Europa (cinco frecuencias) que salen desde el Aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas hasta el Aeropuerto de Carrasco y conectan ambas capitales en tan solo 12 horas. Para más información: www.uruguaynatural.com o en las webs de las correspondientes aerolíneas.

Post relacionados: